Saturday, January 15, 2011

Lucky that I'm in love with my best friend. 26 de May de 2010







Hacía tanto frío que astillaba hasta el respirar, pero tú ni siquiera te inmutabas. Me habías dejado fría, sin ganas de nada, con pequeñas habitantes en mis ojos que luchaban por salir al verte, para ir contigo, volver contigo, donde debían estar.
Pero fueron pasando los días y esas de mis ojos dejaron de querer salir, encontraron su sitio. Mis pensamientos dejaron de estar parados, el mecanismo del reloj echó a andar, primero despacio, chirriando, luego cogió velocidad, engrase, ganas de todo, o de nada. Se apoyó en los otros engranajes alrededor y andó. Tenía éxito... aunque siempre faltaras. Pero, poco a poco, fuiste volviendo... y yo, a la que algo le había faltado, fui dándome cuenta de qué era lo que me faltaba: me faltabas tú. Y cuado me di cuenta de que te volvía a tener, en vez de alegrame me asusté: ¿y qué pasa si la vuelvo a perder?
A la mejor amiga que he tenido, nunca había conocido alguien como tú, por desgracia, te necesito. Digo por desgracia porque preferiría no necesitarte, no vivir con miedo de perderte, de tanto que te quiero, te he querido y te querré.
A esta persona que encaja a la perfección conmigo, a ti. Te quiero muchísimo...

No comments:

Post a Comment